Inicio / Semanario / Local / La crisis del boxeo en el Cesar

La crisis del boxeo en el Cesar

La historia de Kevin Cervantes, el joven boxeador promesa del Cesar, inicia en la fría madrugada del barrio Nando Marín al sur de la ciudad de Valledupar, de donde sale cada mañana atravesando más de cuatro kilómetros para llegar a las ruinas de la antigua institución educativa de básica primaria que quedó a la merced de la comunidad de Álamos III, hace más de 16 años, durante los últimos cuatro ha estado en manos de Liga del Boxeo del Cesar, tras haber sido entregada en comodato.
Pero la temperatura de Cervantes pasa de gélida a sofocante, muy rápidamente cuando al llegar a su segundo hogar se encuentra con un panorama desalentador y crítico, puesto que se tropieza con un cuadrilátero casi a medio caer, con guantes que desde hace años piden cambio o al menos otros cordones, con un gimnasio lleno de máquinas que se están escarchando del óxido y cinco sacos de boxeo remendados con cinta pegante.
Siendo las seis de la mañana Kevin inicia su calentamiento físico de la mano del legendario entrenador Manuel Prescott, quien ha llevado la bandera de la liga desde hace más de 10 años logrando traer con su técnica exquisita y perfilada más de 40 medallas y reconocimientos de talla nacional al departamento; las dos horas de entrenamiento culminan con un sparring donde Cervantes muestra sus ganas de darle varios golpes a la fuerte crisis que atraviesa el deporte de las ‘narices chatas’ en el Cesar.
“Nada ha sido fácil para mí, desde mis nueve años cuando ví por primera vez el gimnasio que estaba en el Estadio Armando Maestre Pavajeau y vivía en La Nevada era una travesía asistir a los entrenamientos, porque no contaba con apoyo, ni los recursos en mi casa, pero a todo eso le hice una jugada y las mandé a la lona”, dijo Cervantes.

Dos guantes, una misma historia

La inspiración de Kevin tiene nombre y apellido y así no los relató, “para mí, Breidis Prescott era todo, cuando yo iba a mis primeros entrenamientos y lo veía practicar, viajar, traer medallas; me veía en él. Hoy tengo más ilusiones que nunca de seguir sus pasos, ya fui convocado a preliminar de la selección nacional de Colombia, incluso sin ganar, el año pasado perdí en los juegos nacionales, pero en los sparrings mostré mi boxeo completo”.
Los mismos guantes, el mismo entrenador y las mismas técnicas de dar golpes, hoy unen al boxeador profesional Breidis ‘El conquistador’ Prescott y Kevin Cervantes, la promesa del Cesar. “Hoy para mí es un honor hacer sparring de mis entrenamientos con Kevin, un joven que tiene un futuro por delante muy prometedor, pese a su estatura tiene un juego con técnica y delicadeza, sabe estar atrás y adelante, lo cual muestra claramente que en el Cesar hay un semillero buenísimo, pero no hay un apoyo completo y eso genera estas crisis de nunca acabar”, manifestó con lágrimas en los ojos Breidis Prescott.
Con tan solo 60 kilos ligeros el vallenato Cervantes lleva más de 32 competencias con solo 17 años. Su debut fue en Bucaramanga en el 2015 en el torneo nacional de ese año, donde estuvo en el tercer puesto del podio trayéndose una medalla de bronce en su cuello y su último triunfo fue ser llamado para hacer parte de la Selección Nacional del Boxeo.
“Cada mañana cuando me levantó y veo el apoyo de mi madre, me enaltezco e inicio entendiendo mi rival y lo tomo con varios pasajes hasta vencerlo en el ring porque esto aún no termina porque nada es fácil en la vida y luchar me permitirá llegar donde anhelo llegar. Necesitamos más apoyo, pero seguiremos adelante con este sueño que me hace venir a entrenar dos veces al día bajo las condiciones climáticas que se presenten”, con esas palabras terminó su relato Kevin Cervantes.

Un vistazo al boxeo en el Cesar

El boxeo es uno de los deportes con mayor trayectoria en la historia deportiva en el Cesar, este se posiciona en el ranking de las disciplinas más importantes, con más de cinco pugilistas que han logrado más de 40 medallas de oro y reconocimientos como los mejores deportistas del país, entre ellos Breidis Prescott, Germán Alarcón, Janner González, Daulis Prescott y ahora Kevin Cervantes.
La liga cesarense está compuesta por alrededor de 150 niños y jóvenes, que se encuentran inscritos en los cuatro clubs vinculados a la liga del departamento. En el norte del Cesar está ‘Puños vallenatos’, en Valledupar y ‘El futuro’ en Becerril, en el centro del Cesar están ‘Campeones de Chiriguaná’ y ‘Vozcur’ de Curumaní.
“El boxeo es uno de los deportes que a través de la historia ha representado bien al departamento, incluso, creo que el Cesar merece ya tener un campeón mundial, ya que han sido muchos los pugilistas de esta región que han demostrado talento suficiente. Hemos tenido a boxeadores como Breidis Prescott, por ejemplo, que logró a nivel aficionado entregar muchas medallas doradas en Juegos Nacionales. Incluso, logró un título Intercontinental. Pero también hemos tenido a boxeadores en selección Colombia, entrenadores igual”, comentó José Martínez, periodista deportivo.
El futuro comprometedor del boxeo en el departamento le está rompiendo la cara en el ring desde hace más de nueve años, donde los dirigentes políticos comenzaron a hacer promesas que al pasar de los años quedaron en solo palabras que se llevó el viento, aseguró Ramiro Gutiérrez Duica, presidente de la Liga de Boxeo del Cesar.
“Desde la administración de Cristian José Moreno comenzaron a comprometerse con la liga y a dibujar un panorama más comprometedor para el deporte que no fue cumplido, en la siguiente administración inició la construcción del estadio y tuvimos que ubicarnos en las instalaciones donde estamos y eso lo hemos arreglado nosotros con la comunidad, aún estamos esperando nuestro gimnasio el cual nos aseguran quedará en el estadio que será entregado al finalizar el 2018”, dijo.
Frente a este panorama que se dibuja hace algunos años, el entrenador Manuel Prescott señala que no solo es la falta de un espacio propicio para entrenar sino, además el deterioro de la dotación que fue entregada en el 2016. “Además del gimnasio que necesitamos con urgencia, actualmente no tenemos implementación. Nuestros sacos están remendados, todo está deteriorado en nuestra liga y la secretaria Yeny Alcocer reitera que pronto tendremos nuestro espacio, pero son más allá de cuatro paredes lo que solucionaría nuestra crisis”, acotó el profesor de la liga.
El último kit de dotación entregado fue el 30 de agosto del 2016 donde se les entregó a la Liga del Cesar 10 juegos de guantes, ocho protectores de cabeza y ocho inguinales, que buscaba beneficiar a más de 50 púgiles de Valledupar y otros rincones del Cesar.
Para Martínez, la falta de apoyo es la que tiene a la máxima rectora de las disciplinas en este departamento en estos aprietos. “El talón de Aquiles del boxeo cesarense sigue siendo el poco apoyo desde el sector público, ya que la mayoría de los practicantes de esta disciplina vienen de estratos muy bajos y muchos talentos terminan tirando la toalla y dedicándose a otros menesteres. En conclusión, creo que el boxeador cesarense tiene mucho talento, pero falta más apoyo gubernamental para que surja acorde a la materia prima existente”, expresó el periodista deportivo.
El apoyo girado por la administración departamental este año a la liga fue de 55 millones de pesos, así fue expresado por el presidente de la liga. “A inicios del año presentamos el proyecto por 65 millones de pesos y la administración nos apoyó con 55 millones de pesos, porque la liga debe gestionar ese restante con entidades privadas o diferentes actividades”, señaló.

¿Qué dice la administración?

Según lo expuesto por los afectados entrenadores, deportistas y hasta conocedores del deporte, la crisis del boxeo tiene varios factores, entre ellos la falta de apoyo, Semanario La Calle, buscó insistentemente respuesta por parte de la secretaria de deportes Yeny Alcocer Plaza quien es la que al parecer maneja los recursos para las diferentes ligas, pero esta al igual que al apoyo que pide a gritos el boxeo, le hizo el quite para no dar explicaciones del porqué esta liga está abandonada.
Por su parte Elmer Jiménez, director del Instituto Municipal de Deporte y Recreación de Valledupar, Indupal, contó con gran emoción que está trabajando por hacer del apoyo a los deportistas de alto rendimiento una política pública.
“Estamos apoyando económicamente alrededor de 12 jóvenes valduparenses para que se dediquen solamente al deporte, entre ellos Kevin Cervantes, quien es una pieza clave en el deporte de las ‘narices chatas’ sé de ante mano la crisis que ataca al sector deportivo en el Cesar, pero se está trabajando por establecer una política pública en la capital del departamento que, es nuestra jurisdicción”, explicó Jiménez.

Recomendada

¿Por qué entran a paro los docentes de Valledupar este martes 23 de octubre?

El cese de actividades se debe a que ese día, 23 de octubre, los profesores …

Deja un comentario