martes , septiembre 25 2018
Inicio / Ediciones Semanario / Los de YUMA son unos criminales: Urón Márquez

Los de YUMA son unos criminales: Urón Márquez

Sobre la mesa fue puesta la construcción de los Tramos II y III de la Ruta del Sol, el primero envuelto en escándalos de corrupción por el caso Odebrecht, e inició desde septiembre de 2011 desde el sitio conocido como El Korán, en el municipio de Puerto Salgar en Cundinamarca hasta el corregimiento de San Roque jurisdicción del municipio de Curumaní en Cesar.
Este contrato se firmó en el año 2010 con fecha de culminación para el 2035 y fue entregado a la concesionaria Ruta del Sol S.A.S, conformada por la constructora Norberto Odebretch de nacionalidad brasilera y con el 25, 01% de participación Odebretch Latinvest Colombia S.A.S con el 37% de participación, Estudios y Proyectos del Sol Episol con 33% y CSS Constructores S.A. con 4,99.
Frente a la suspensión de esta obra y la investigación realizada por la Contraloría General de la República, el órgano determinó qué “como consecuencia de la no terminación de la obra conocida como Ruta del Sol -Tramo II, se estableció que para la sociedad colombiana podría estimarse un efecto negativo que estaría oscilando en un rango entre los 568.018 y 808.500 millones de pesos, por cada año que pase sin la finalización de la obra.”
Pasando al Tramo III, a este lo adornan cerca de seis años de ejecución, tiempo de haberse dado la suscripción del contrato para la construcción de la Ruta del Sol tramo III,, sin embargo, desde entonces el único resultado que se ha visto, fue el de hace dos años, es decir en el 2016 cuando el exvicepresidente German Vargas Lleras llegó hasta la ‘Tierra del chicharrón’ para inaugurar la vía Cuatro Vientos –Bosconia, la cual tuvo una inversión de 84 mil millones de pesos reflejados en 29 kilómetros de vía.
Desde que inició este megaproyecto han habido una serie de sin sabores que hoy tienen a la concesionaria Yuma, la constructora Ariguaní y al gobierno nacional en el ‘ojo del huracán.’
Situación que preocupa a los cesarenses porque dicho proyecto involucra municipios como Bosconia, El Copey, Gamarra, San Alberto y por supuesto a Valledupar, por lo que se llevó a cabo una Audiencia Pública convocada por el Representante a la Cámara Cristian José Moreno, en la que asistieron además de la dirigencia política del departamento, algunos representantes del orden nacional, sin embargo, cabe resaltar que las alarmas por esta problemática están prendidas desde hace tiempo, gracias a que el presidente ejecutivo de la Cámara de Comercio de Valledupar, José Luis Urón Márquez ha sido incisivo en manifestar el malestar que le viene generando la paralización de esta obra a los empresarios del Cesar, quienes de ver la esperanza en esta obra, terminaron viviendo un calvario sin final.

¡Yuma no quiere responder!

Lo primero que manifestó Urón Márquez, es la responsabilidad que tiene Yuma en este proceso, toda vez que afirma que dicha concesionaria se está haciendo la de las gafas con la responsabilidad que tiene con este proyecto. “Yuma ha estado tratando de evadir su responsabilidad contractual con el Estado y con los particulares, la suscripción de la concesión entre la Agencia Nacional de Infraestructura- ANI, en representación del gobierno colombiano y Yuma, la cual está conformada por muchas empresas de orden nacional, debe responderles a quienes le han aportado bienes y servicios para la ejecución del proyecto”, dijo el presidente ejecutivo de la Cámara de Comercio.
A las empresas a las que se refiere Urón Márquez, son las firmas: Salini Impregilo, Infracón, el Fondo de Capital Privado Ruta del Sol, Impregilo International y Conalvías, esta última acogida a la ley 1116 desde el año 2015, tras dejar un incendio de más de 200 mil millones de pesos en deudas.
Asimismo, el presidente ejecutivo de la Cámara de Comercio, calificó como criminal, la posición de la concesionaria al no querer responder por sus obligaciones contractuales, lo que los llevó a tomar cartas en el asunto y actuar en derecho. “Tomamos la decisión de denunciar penalmente a la empresa para que respondan sus representantes legales ante la autoridad competente. Ya la Fiscalía viene adelantando la investigación, inclusive porque en el acta de inicio de la obra se habla de un cierre financiero, la obra está parada por plata y hoy no hay claridad sobre cuál es la financiación real del proyecto, qué se hicieron los recursos que aportó Impregilo, que se hicieron los recursos provenientes de un crédito por 240 mil millones de pesos por parte del sector financiero”, aseveró.
Quien además dijo que todo el agua sucia no le corresponde a Yuma, toda vez que la ANI tiene su parte por al parecer mostrarse con venia ante esta situación. “La ANI ha sido permisiva en cierta forma con el incumplimiento reiterado del concesionario en la ejecución de la obra tramo III, lo que tiene que ver con Carmen de Bolívar-Bosconia-Valledupar, pero tampoco avanza el proyecto entre San Roque, Bosconia y la Ye de Ciénaga, así que hoy la pelota ya está en manos de las autoridades judiciales pero el gobierno nacional tiene que tomar una decisión”, manifestó José Luis Urón.

¿De cuánto es la pérdida?

Lo cierto es que el estar paralizada las obras y que durante estos años el proyecto no avance por la serie de traspiés que ha atravesado es algo que solo ha traído perdidas, según la Contraloría General de la República, se estima que las pérdidas están de tres mil millones de pesos diarios, asimismo se conoció que hay deudas superiores a los 150 mil millones de pesos con microempresarios del municipio de Bosconia y las zonas aledañas.
“Aquí tendrá la Procuraduría General de la Nación que adelantar investigaciones y determinar si hubo permisividad, si no se revisó minuciosamente los pliegos de condiciones, la propuesta presentada, los estados financieros de las empresas que se ganaron el contrato; porque es que de la noche a la mañana aparece una de las que tiene el mayor porcentaje dentro de la concesión en acuerdo de restructuración de pasivo, casi que al borde de la quiebra, aquí lo que hay es maquillaje de información y se requiere saber la verdad”, acotó Urón Márquez.
Siguiendo el hilo conductor de lo que han sido las pérdidas para los microempresarios del municipio de Bosconia, quienes se han visto bastante afectados por la inversión hecha para responder por los trabajos contratados, La Calle habló con el presidente de la Unión Nacional de Comerciantes, Milton Javier Cotamo, quien precisó que; “la economía del municipio de Bosconia hoy está colapsada, venimos de dos debacles, el de Conalvías que dejó más 200 mil millones de pesos en deudas y que la Superintendencia autorizó a esta empresa a que se acogiera a la ley 1116 y hoy están pagando esos pasivos de manera irresponsable, como han querido.”
El otro incendio al que Cotamo se refirió, fue a la paralización de la obra desde hace casi un año, “10 meses paralizada la obra, hoy nos encontramos que la Constructora Ariguaní, la Superintendencia la llevó a esta misma ley, lo que deja una incertidumbre en el comercio porque no sabemos lo que va a pasar con las deudas que llegan casi a los 150 mil millones de pesos.”
Otra líder que alzó la voz como revelación a la situación fue la exalcaldesa de San Alberto Nury Cataño, quien dijo “como ciudadana y habitante de San Alberto, me duele lo que está pasando en el territorio cesarense porque realmente vimos con muy buenos ojos en ese momento cuando entró la Ruta del Sol, pero hoy vemos con tristeza que nos han tomado del pelo y queremos que nos hablen claro, que nos digan que lo es que está pasando porque el gobierno es uno solo.”
“Indio Chirigua nos contrata nuestros vehículos que tenemos que pagar a la banca con intereses altos, esto nos está ahogando a nosotros los comerciantes del departamento del Cesar porque no nos han pagado, ya llevamos años y medio y nadie nos da la cara… ¿quién nos paga a nosotros? esa es la inquietud”, agregó la exmandataria.

Los dirigentes hablaron

“El departamento del Cesar no aguanta más la problemática que ha ocasionado los sectores de Ruta del Sol II y III, la crisis económica, la quiebra generalizada de los comerciantes, sobre todo en el sector III, de Bosconia a El Copey y Ye de Ciénaga, la falta de empleo, la perdida de expectativas de actividades comerciales con el avance y la posible terminación de estas obras ha generado que el departamento del Cesar tenga uno de los mayores índices de desempleo, las vías hoy se están deteriorando, están inconclusas y lo que nos está quedando es un elefante blanco”, afirmó el Representante a la Cámara Cristian José Moreno.
“Hemos asistido a varias reuniones y nunca encontramos los resultados que queremos ver de parte del gobierno Nacional, entre esos, una solución definitiva a la suspensión que tiene este macroproyecto que hoy está dejando al municipio de Bosconia en una crisis financiera y socioeconómica bastante delicada”, expresó el alcalde de Bosconia, Juan Enrique Aarón.
Por su parte el Vicepresidente Ejecutivo de la ANI, Luis Fernando Mejía, dijo “nos hemos propuesto a hacer cumplir el contrato y hacer cumplir una ley,pero adicionalmente a seguir examinando con el concesionario dentro de ese contrato y dentro de las exigencias de la ley posibles soluciones a esta problemática.”
En su intervención el funcionario manifestó que la solución a esta situación responde a cuatro puntos como son: reiniciar las obras, que se establezca un plan de pago para los proveedores, el no condicionamiento por parte de un tribunal de arbitramento, que haya garantías de la continuación de las obras, entre otros.
Por ultimo Mejía afirmó que las obras se reiniciaron la primera semana del mes de mayo, y afirmó aprovechar su visita a la ciudad para ir a corroborar que fuera un hecho la terminación de la suspensión de las obras.

Recomendada

Candidatos a rectoría de la UPC prendieron el opinómetro

Tras el anuncio de los nombres de los posibles candidatos a la rectoría de la …

Deja un comentario