publicidad

publicidad

El nuevo intento del Clan Gnecco para apoderarse de la UPC

Una circular por parte del ministerio de Educación y la Procuraduría General de la Nación, quien emitió una Actuación Preventiva, advirtieron al gobernador Luis Alberto Monsalvo sobre la ilegalidad que hay en la citación que se hizo para este 19 de noviembre a una sesión extraordinaria al Consejo Superior de la Universidad Popular del Cesar. Esto prendió las alarmas frente a un nuevo intento del Clan Gnecco por apoderarse de dicho órgano y tener así la mayoría que les permita manejar a su antojo el centro educativo.

Advierte el ministerio y la Procuraduría, que el Consejo Superior no tiene cuórum para decidir, puesto que dos de sus integrantes se encuentran suspendidos, por lo que la elección de estos debía llevarse a cabo el día de mañana 20 de noviembre, y ante la gran posibilidad que existen que los dos ganadores no sean afines a la línea del Casa Gnecco, citaron a dicha sesión extraordinaria con el objetivo de tomar decisiones de gran relevancia, entre ellas sacar de la rectoría a Raúl Gutiérrez, quien está encargado, la elección y designación del representante ante el Tribunal de Garantías Electorales, y la más importante que es el análisis y aprobación de las elecciones de los integrantes del Consejo Superior que hacen falta.

Le puede interesar  'Cuando uno tiene paz en el alma y sabe de su inocencia', Luis Alberto Monsalvo

Los dos representantes ante el Consejo Superior de la Universidad que deben elegirse es el de los docentes y el de las directivas académicas, por lo que la citación a dicha sesión extraordinaria fue convocada por Pamela García, delegada del gobernador Luis Alberto Monsalvo; José Luis Sánchez, secretario General y Joaquín Manjarrés, representante del sector productivo. Justamente este último Manjarrés, es señalado de haberse aliado con Monsalvo Gnecco para citar a dicha sesión ilegal y permitirles conjugar dicho plan.

La principal anomalía que advirtió el ministerio de Educación, tiene que ver con que “la convocatoria no fue efectuada por el número mínimo de miembros del órgano de gobierno”, además agrega que “la citación no fue acompañada de los documentos que se discutirán en la sesión, lo cual resultaba indispensable para el análisis por parte de los miembros”.

Con este panorama, se vislumbra el nuevo intento de la gobernación, en cabeza del gobernador Luis Alberto Monsalvo, de tener el control absoluto sobre la Universidad Popular del Cesar, situación que puede ser muy lesiva para el centro de formación universitario de índole público más importante del departamento.

Le puede interesar  UPC realiza nueva entrega de Tablets como apoyo tecnológico a estudiantes

publicidad

publicidad