publicidad

publicidad

Electricaribe – Afinia nos están viendo la cara de estúpidos en el Cesar

Los que celebramos con la supuesta salida del mercado de Electricaribe y la llegada de la nueva empresa que operaría el servicio de energía, hoy tenemos que recoger nuestros aplausos y convertirlos a voces de protestas, pues una vez más el Gobierno Nacional, la clase política y todos los actores que intervinieron en este supuesto cambio de operador de energía para el Cesar y el Caribe colombiano, nos vieron la cara de estúpidos. Afinia, la empresa que llegó supuestamente para prestar un mejor servicio y establecer mejores tarifas no es más que el mismo circo con los mismos payasos y hasta con el mismo show.

Como dice un adagio popular “al que no quiere caldo se le dan dos tazas”, y eso es precisamente lo que está haciendo Afinia, lo primero que hay que decir es que dicha empresa en el Cesar lo único que hizo fue cambiar los logos de la sede donde operaba Electricaribe, cambió algunos operarios de bajo rango, y se quedó con  un especie de títere que manejan desde Barranquilla a su antojo, ¡sí señores!, le estamos hablando que Electricaribe, supuestamente, se fue pero el gerente que estuvo en el pasado es el mismo de Afinia, se trata de Jorge Rivero Cuadro, cuya función en dicho cargo es obedecer las órdenes impartidas desde la capital del Atlántico pues el hombre no tiene ni voz ni voto en las decisiones, es por ello que este fin de semana que pasó no se pudo hacer nada para no suspender el fluido eléctrico en algunos sectores de la ciudad, pese a que  el gobierno departamental y municipal contemplaron un toque de queda para contener los contagios por Covid-19.

Pero, ¿por qué digo vehementemente que nos vieron la cara?, porque si Electricaribe se fue y llegó Afinia y no cambió ni el gerente, ¿qué se puede esperar que pase con el abuso cometido con los usuarios? Electricaribe salió debido a los malos manejos de recursos, la poca inversión, el abuso con los usuarios por las altas tarifas, y los constantes racionamientos que se venían presentado, pero la pregunta es: ¿qué de esto ha cambiado? La respuesta creo que la tenemos todos los ciudadanos y es ninguna, los abusos persisten, los racionamientos disfrazados de trabajos de mantenimiento persisten y la inversión en redes no se ve, y ¿las fuerzas vivas del Cesar porque guardan tanto silencio?

El fin de semana pasado ya fue la gota que derramó el vaso, no tuvieron en cuenta ni siquiera el toque de queda en la ciudad, y aun así Afinia decidió suspender el servicio de energía para un supuesto mantenimiento, aunque es un secreto a voces que esta empresa viene manejando el mismo esquema de racionamiento de Electricaribe, pero a eso le llaman trabajos de mantenimiento. Así mismo, con más ímpetu que con el que Electricaribe, nos meten la mano al bolsillo cobrando excesivas tarifas por el mismo precario servicio que no aguanta una llovizna porque desfallece, y ¿el gerente de Electricaribe – Afinia Jorge Rivero Cuadros?, bien gracias, calentando silla y cobrando sueldo, sin inmutarse siquiera por lo que suceda en Valledupar y el Cesar, ah cierto que el señor no es de estas tierras, es del departamento de Bolívar, qué dolor puede sentir por lo que la empresa haga en el departamento, ninguna.

Esperemos a ver cuánto tiempo tendrá que pasar para que la clase dirigente del Cesar se dé cuenta que Electricaribe – Afinia nos vieron la cara de estúpidos, y nos las siguen viendo.

publicidad

publicidad