publicidad

publicidad

publicidad

publicidad

Emergencia económica en San Alberto tras liquidación de Indupalma

Por lo menos 300 familias de San Alberto están en el limbo económico tras conocerse la noticia de liquidación de Indupalma, una empresa que por 58 años ha liderado el renglón económico de esta comunidad del sur del Cesar.

La semana pasada los 465 trabajadores de la empresa Indupalma en el municipio de San Alberto despertaron con la noticia de que ya no seguirían trabajando en esta empresa que lleva 58 años en la región y de la que depende el 65% de la economía de la población.

Esto debido a que las directivas de la empresa enviaron una carta en la que le pedían a los empleados, que no se presentaran a trabajar tras el anuncio de liquidación.

Indupalma es una de las empresas líderes en la producción de aceite de palma colombiano, y anunció que empezará con los trámites para llevar a cabo su liquidación y disolución. Por esta razón atenderá los pasivos que tiene con todos los grupos de interés que han sido parte de sus operaciones.

La empresa argumenta problemas de mercado y la carga pensional, lo que motivó a tomar la decisión de liquidarla, noticia que tomó por sorpresa a los trabajadores

Indupalma nació en 1961 y opera en San Alberto con unas 10.000 hectáreas y una producción anual de 75.000 toneladas de aceite rojo al año.

Según el Registro Único Empresarial (Rues), la empresa tiene actualmente 465 empleados. Sin embargo, debido a su modelo de contratación se cree que la cifra de personas que dependen económicamente de Indupalma podría ser mucho mayor. De hecho, las relaciones entre los trabajadores y la empresa han sido tensas en los últimos años.

Le puede interesar
Alcaldes electos que resultaron siendo ‘los palos’ de la jornada electoral

En 2016 el Ministerio del Trabajo la sancionó por tercerización laboral por el modelo que implementaba desde hace más de 20 años, denominado Cooperativas de Trabajo Asociado. Aunque la empresa apeló, la multa de $2.900 millones quedó en firme en segunda instancia.

En los últimos años los trabajadores venían exigiendo mejoras en sus condiciones laborales, lo que ha motivado huelgas para exigir contratación directa. Incluso, el pasado mes de agosto el 90% de los trabajadores votó para un nuevo cese de operaciones motivado en gran parte por el atraso del pago de los salarios, pero se evitó la huelga gracias a un acuerdo que se logró con la mediación del Mintrabajo.

 

¿Engaño?

El presidente del sindicato (Sintraproaceites), Raúl Patiño ha dicho que la información sobre la liquidación ha sido sesgada, por lo que podría tratarse “de una jugada para liberarse de la carga laboral que tiene la empresa”.

Raúl Patiño

“Asumimos esta situación de liquidar la compañía como una noticia sorprendente ya que estábamos sosteniendo diálogos actualmente con la compañía y como garante el Ministerio de Trabajo. Conversaciones que se estaban dando en Bogotá, buscando soluciones reales a este conflicto que estaba embargando”, expresó.

Ante esta decisión van a haber unas personas afectadas y son un gran número de trabajadores. La nómina de trabajadores directos oscila entre las 565 personas, de las cuales 300 laboran en zona plantación en San Alberto, otro está ubicados en una oficina en Bucaramanga y otras en las oficinas en Bogotá, pero el grueso de trabajadores está en el municipio del sur del Cesar, es decir que unas 300 familias se van a quedar desempleadas, agravando la situación económica que se vive actualmente, ya que el municipio se mueve en 65% por la economía que genera Indupalma.

Le puede interesar
Sorpresa en San Alberto, Carlos Ríos alcalde electo

A través de una comunicación, la empresa advirtió que cuenta con los recursos necesarios para cumplir con el pago de las obligaciones que tiene en la actualidad, pero no para mantener la operación de la firma. Es por esto que se determinó la disolución y liquidación ordenada, pagando todas las acreencias mientras se pone en marcha la venta de sus activos, con el fin de lograr la liquidación efectiva de sus operaciones.

Ante esto, Sintraproaceites resaltó la importancia de Indupalma como generador de empleo en la región, y se comprometieron a poner todo de su parte para superar la difícil coyuntura.

“Como organización sindical consideramos que la empresa está disfrazando la crisis que la empresa está argumentando y la decisión de liquidar y disolver la sociedad por quitarse el peso de los trabajadores directos”, dijo Patiño.

Cabe recordar que esta compañía ha tenido malestar por muchos años es por la convención colectiva de trabajo la cuales, por luchas sindicales han conseguido unos beneficios significativos para los trabajadores que hoy quedan en el ‘aire’.

publicidad

publicidad

publicidad

publicidad