publicidad

publicidad

Es hora de hablar de política, pero sobre todo de participar en ella

Se está acercando el día de la inscripción de los candidatos a Cámara y a Senado, y al mismo tiempo vemos que están empezando a tomar forma las campañas presidenciales, campañas que ya vemos que empiezan a visitar las regiones, tanto los candidatos de izquierda, como la gente de derecha. Es por eso que esta semana que pasó, vimos que estuvieron en Valledupar los senadores María Fernanda Cabal y Gustavo Petro, y es hora que nosotros empecemos a abrir los ojos y principalmente los oídos, porque muchas veces lo que uno ve, no es lo que ellos están tratando de decir, o muchas veces lo que dicen no es lo que realmente uno ve.

Entonces, quiero que nosotros empecemos a hablar de un tema que a la gente hasta le aburre, porque piensan que hablar de política está mal, al punto que hay un porcentaje de la sociedad que se cree apolítico, pero a la política hay que prestarle atención, y no solo eso; hay que participar en ella.

Cuando nosotros nos quedamos neutros, que no opinamos, no decimos, que ni siquiera ejercemos el derecho al voto, prácticamente perdemos nuestros derechos durante cuatro años, el derecho a poder generar una opinión, o simplemente nos toca aceptar el torpe de turno que se monta en una alcaldía o en una gobernación a liderarnos de manera errónea. Nosotros tenemos que analizar a los candidatos porque muchas veces por ser bien vestidos, hablar bien y tener un buen discurso generan opinión y aceptación, pero en algunos casos, estos no tienen la experiencia para gerenciar. Cuando tú votas por alguien, le estás entregando la administración, a los del Congreso las leyes del país, al presidente de toda la parte ejecutiva y a los gobernadores y alcaldes de la misma manera. Entonces nosotros pretendemos después de haber elegido cualquier ‘pelagato’, que este administre bien una ciudad, cuando no tiene la capacidad ni la experiencia para hacerlo.

Sí, hay que darles la oportunidad a jóvenes, a nuevos líderes, pero con experiencia, preparación, intelectualidad, con buen equipo para que no sigan haciendo las patrañas que tanto hacen en este país que, en vez de avanzar, retrocede.

publicidad

publicidad