ESTOS PRECANDIDATOS, ¿POR QUÉ ES QUE SON FAMOSOS?

Les gusta el poder, pero cuando lo tienen no lo saben utilizar… con esa frase se puede resumir la historia de varios aspirantes a las alcaldías del departamento del Cesar, quienes ya han estado en altos cargos, pero no han salido bien librados. Hoy vamos a hacer referencia a un caso puntual en el municipio de Curumaní, donde en los últimos años no han salido bien librados sus mandatarios a raíz de los malos manejos, y literalmente han tenido que salir por la puerta de atrás, como es el caso del hoy precandidato Henry Chacón Amaya, quien antes de finalizar su periodo hace cuatro años, le tocó dejar a la alcaldía en encargo por una orden de captura que fue librada en su contra al ser acusado de varios delitos que se habrían cometido en el municipio y que involucró a un ex congresista, socios políticos y financiadores de la época de Chacón Amaya.

Pero, el hombre ¿por qué es que es famoso? El ex alcalde Henry Chacón cuando le salió a la luz pública la orden de captura se dio a la fuga, poniéndose de burla la justicia, y así se mantuvo hasta que pudo aclarar el proceso. Si bien es cierto que hoy muy seguramente no pesa una sola falta disciplinaria o deuda con la justicia en su contra, quizás por todos los movimientos que hicieron para eliminar cualquier antecedente que le pudiera truncar el camino para volver a montarse al poder, también es cierto que sobre su nombre pesan muchas dudas.

Los cesarenses deben analizar a qué tipo de personas se van a elegir para que rija los destinos de los municipios del departamento,  y sobre todo el de Curumaní que está frenado hace muchos años, pues no hay una economía activa que permita un desarrollo acelerado o al menos sostenido, a esto se suma además que los mandatarios se preocupan más por sacar su porcentaje o de los negocios que les permitan tener el recurso para costear la campaña de su sucesor para reelegirse después de 4 años, como es el caso de Chacón Amaya.

La gente debe de preguntarse, ¿cuál es el hombre de poder?, ¿será que en verdad quiere trabajar por el pueblo o para llenarse los bolsillos? Dice un dicho que de eso tan bueno no dan tanto, y más allá del amor de pueblo que digan sentir los candidatos, la codicia y el hambre de poder hacen que queden al descubierto. Hace cuatro años desde la clandestinidad Henry Chacón Amaya se negaba a perder el poder, y por ello organizó todo para que fuera su esposa la que llegara como el gato a tapar los procederes inadecuados que se pudiesen haber realizado durante su administración, y es algo que todos los alcaldes lo tratan de hacer; Sin embargo, a Henry Chacón el truco no le funcionó, pues Laura Herrera solo duró 15 días de alcaldesa, debido a la evidente inhabilidad en la que estaba inmersa la mujer.

Este caso no se solo se ha presentado en el municipio de Curumaní, en San Martin, un candidato que ya fue alcalde del municipio, también tenía varios líos con los entes de control; Sin embargo, el dato más reciente es que está limpio y puede aspirar, se trata de Alfonso Domínguez Joya, de su mandato no hay mucha recordación, pues una pelea con los concejales de la época fue lo único que llamó la atención en la población, en su momento las grandes obras brillaron por su ausencia y la represión contra unas comunidades desplazadas que invadieron un predio privado estuvieron a la orden del día, y pese a todo ello es hoy por hoy uno de los más opcionados para volver a regir los destinos del municipio.

Y este editorial lo cerramos en el municipio de Manaure donde un médico está loco por volver al poder, se trata de Juan Carlos Araujo, quien, en primera instancia, pensó al igual que Chacón en enviar a la mujer para que se ganara la alcaldía, sin embargo, una inhabilidad hizo que esa opción fuera declinada, por lo que ahora su nombre comenzó a zona de nuevo,  y este porque es que es famoso, el hombre en el municipio dejó un reguero, aquí unas píldoras para la memoria, primero dejo unas casas de interés social a medio hacer que se inundaron con el primer serenito, se gastaron una millonada en la plaza principal del pueblo mientras los campesinos cosechadores del café le decía, médico, pavimentación para la zona rural,  entre otra serie de desatinos, sin embargo el hombre al parecer cree que los manaureros no tienen  memoria


Deja un Comentario