publicidad

publicidad

La miseria que esconde la margen derecha del Río Guatapurí

A pocos pasos del Centro Histórico de Valledupar, espacio que promete ser el atractivo turístico más importante de la ciudad, está la cara oculta, esa que muchos saben que existe, pero se niegan a reconocer. Este medio de comunicación recorrió las calles de la margen derecha del río Guatapurí y retrató lucha de estas personas contra el hambre, miseria, drogadicción, contaminación, la negligencia de las autoridades y el olvido de los dirigentes políticos. Informe Especial

Niños que no asisten a la escuela, ni a Hogares Comunitarios del Bienestar; además de padecer la crueldad del hambre.
En zona de alto riesgo por las crecientes súbitas del Guatapurí viven los sectores Pescaito, Paraíso, Nueva Colombia, 9 de marzo, La Macarena, Esperanza, Zapato en Mano, Canta Rana, y Once de Noviembre; en alerta y despiertos para salir corriendo a fin de salvar sus vidas.
Cansados de la eterna promesa de la reubicación en viviendas dignas, el fracaso de todas las administraciones. El alcalde y dirigentes políticos solo aparecen en campaña.
En este espacio de la ciudad, la mayoría de los carromuleros arrojan los escombros y podas de la ciudad.
Lugar que mueve gran parte de la indigencia de Valledupar, Y grandes expendios de drogas, según los ciudadanos.
A la orilla del río Guatapurí está el modo de vida de recicladores, chatarreros, vendedores ambulantes, trabajadoras en casa de familia y habitantes de calle.
Sin NINGÚN servicio público domiciliario viven estas personas, el agua y luz que reciben es por trabajo comunitario; además tienen que convivir en medio del vertimiento de las aguas NEGRAS del Centro Histórico, las podas y escombros de Valledupar.
Hornos artesanales de carbón: fuente de empleo y contaminación. De la margen derecha sale el carbón para asados que se consigue en el Mercado Público y tiendas de Valledupar, tarda días de producción generando humo al ambiente.

publicidad

publicidad