Los candidatos de papel que buscan pescar en río revuelto

Un total de 140 candidatos se inscribieron en todo el departamento para intentar llegar a las 25 alcaldías que tiene el Cesar; sin embargo, en este panorama que se empezó a vislumbrar desde el pasado 25 de julio, hay muchos que estarían intentando arrimarse al árbol que más sombra dé y así estar en la burocracia en caso de resultar ganador. En resumidas cuentas, serían campañas de papel para negociar el desmonte de las mismas.

Miguel Morales – Evelio Daza

La primera campaña que hay por mencionar es la del conocido cantante Miguel Morales, quien va por su tercer intento por llegar a la alcaldía de Valledupar. Para el pasado periodo también sonó, sin embargo, solo llegó a ser precandidato porque se retiró para adherirse al proyecto del hoy alcalde Augusto Ramírez Uhía, quien luego de ganar le dio la jefatura de la oficina de Cultura. Actualmente es candidato por AICO – Autoridades Indígenas de Colombia.

En este mismo escenario están Jesús España por Colombia Justa y Libre; Alain Jiménez avalado por una coalición conformada por el Polo Democrático, sectores de Colombia Humana -UP y Compromiso Ciudadano; y Evelio Daza avalado por el Centro Democrático. Candidatos de quienes se podría decir que se habrían inscrito para pescar en río revuelto y buscar lugar en alguna de las campañas fuertes.

El sur

Óscar Romero Martínez – Harib Gómez – Digna Emérita Oviedo – Francy Angarita Avendaño – Luz Marina Bejarano – Dorys Stella Gutiérrez – Bienvenida Páez Otalvarez

Pasando al sur del Cesar, en la tierra morrocoyera, también hay candidatos de papel, uno de ellos Edwin Chávez, quien sonó solo como precandidato y hace unas semanas se unió a la campaña del aspirante de la alcaldía Wilfred Torres.

En la misma tónica estaría Óscar Romero Martínez, quien se inscribió con el respaldo del Partido de Reivindicación Étnica (PRE), esta es su segundo intento. Para la pasada contienda sonó como precandidato y negoció con Henry Alí Montes a quien le hizo campaña. Ahora estaría buscando ver de dónde lo llaman para desmontar.

En La Gloria también hay dos que se habrían inscrito sin intención de luchar la alcaldía, la primera Digna Oviedo, pensionada de la gobernación del Cesar, nunca ha aspirado ni ocupado cargos de elección popular.  En su actual candidatura está avalada por el Partido Alianza Verde pero no tiene maquinaria, ni mucho menos estructura política.

El otro es Álvaro Rojas Gutiérrez, militó en el grupo de Fermín Cruz durante 32 años, sin embargo, en esta oportunidad se apartó y armó rancho aparte. Fue concejal del municipio, tiene respaldo de la comunidad evangélica por el partido Colombia Justa y Libre.

Por el ‘pueblito curioso’ hay una candidatura que no tiene credibilidad, pese a que está sumando fuerzas, esta es la de Harib Gómez, ex personero del municipio. Recientemente recibió la adhesión de Vicky Laudith Rincón, quien no se inscribió, pero estuvo en el abanico de precandidatos.

Le puede interesar
¡Insólito! Doce inscritos por la alcaldía de El Paso

En el grupo de aspirantes de papel aparecen también Sugey Añez, candidata del partido Centro Democrático y Francy Angarita Avendaño con el respaldo de Alianza Democrática Afrocolombiana.

En Tamalameque también tenemos candidatos de papel, una de ellas es Bienvenida Páez Otálvarez inscrita por el Partido de Reivindicación Étnica (PRE). Fue concejal de este municipio durante la administración de Ricardo Chajín, y ha trabajado como enfermera en el hospital local. No se sabe cuál sea su intención como candidata toda vez que no tiene nada que buscar, su nombre apareció al final porque no sonaba como precandidata.

Siguiendo el recorrido por el sur, aparece Preselia Camacho, en Pelaya, aspiró al concejo del municipio en el año 2011 pero no ganó y hoy aparece de nuevo en la política como candidata a la alcaldía, sin fuerza ni estructura política.

Otra campaña de papel sería la de Luz Marina Bejarano, hermana de Rafael Bejarano. Se desconoce su intención al ser aspirante al primer cargo.

En el listado aparece también Luis Carlos Monsalve, candidato a la alcaldía de San Alberto, residía por fuera del municipio y regresó para hacer política, pero no tiene carrera en este municipio.

Francisco León, también candidato a la alcaldía de Colombia Justa y Libre, comerciante. Apareció en lo último no sonaba como precandidato.

En San Martín, las campañas de papel, son las de Dorys Stella Gutiérrez Castellanos avalada por el Polo Democrático, quien se ha hecho visible por liderar la lucha contra el fracking en dicha población. Sin embargo, pese a su liderazgo le juega en contra que nunca ha aspirado a cargos de elección popular, ha estado al frente de las comunidades, pero no le alcanzaría.

Finalmente, en Gamarra está la candidatura de Alonso Abuabara, fue alcalde del municipio y podría estar retirándose porque no tiene fuerza.

Centro del Cesar

Martin Altamar – Dalma Ospino – Jaime Martínez – Ramón Benjumea – Gonzalo Cervantes

En el centro del Cesar hay varios municipios donde las campañas de fachada están a la orden del día, entre esos El Paso con Ruviela Sanguino, del partido Centro Democrático, esposa del exalcalde Gunder Escobar, quien no aspiró por estar inhabilitado. Su mujer pese a que no tiene fuerza, se inscribió, al parecer lo habrían hecho para incursionar nuevamente en la política.

Seguido aparece Martin Altamar, ha hecho el ejercicio dos veces y no pega, por lo que siempre termina uniéndose a otros, esta vez podría no ser la excepción.

Sin fuerza, estructura y sin saber de dónde salió, se inscribió Faver Imbreth, apareció de la nada y es candidato del partido Polo Democrático. Y cerramos este municipio con Roberto Castilleja, fue secretario de Hacienda del actual gobierno, esta es la primera vez que se lanza a la política, no tiene fuerza ni estructura.

Por la tierra de la piragua, hay dos que estarían detrás de un objetivo que no es precisamente ser alcalde, la primera es la candidata del partido de la Unidad, Dalma Ospino, de quien se dice se habría postulado al primer cargo con el fin negociar su campaña a cambio de que le regresen el hospital.

Le puede interesar
Con varias ‘candidaturas de papel’, arrancó la contienda en Pailitas 

Y el que apareció de la nada fue Jaime Martínez, inscrito por Alianza Democrática Afrocolombiana, ADA.

Ahora vamos hacía Curumaní, allí el nombre de Ramón Benjumea, candidato del MAIS – Movimiento Alternativo Indígena y Social, hace parte de esta lista. Pese a que la contienda política apenas inicia, se cree que terminará desmontando y aterrizaría en la campaña de Henry Chacón, con quien trabajó en la campaña del año 2011.

Y del otro lado Gonzalo Cervantes, se inscribió por coalición entre el Partido Verde, Colombia Humana y Unión Patriótica. Su nombre está mal parado en el municipio, se rumora que termina adhiriéndose a la campaña del exalcalde Henry Chacón; su nombre estaría abierto a negociación.

Los del norte

Adalberto Orozco – Andrés Fernández – Edwin Lizarazo – Cástulo Alfaro – Indra María Núñez – David Hernández – Denis Julio Quintero – Rose María Guerra

En Becerril, municipio del corredor minero, hay dos campañas sin estructura ni fuerza política, Adalberto Orozco y Andrés Fernández, el primero de ellos se inscribió por el partido Colombia Renaciente, el segundo por partido Colombia Justa y Libre. Sus aspiraciones no tienen eco, por lo que en cualquier momento recogerían.

En El Copey los candidatos que estarían de fachada y que no tendrían mucho a que aspirar son Edwin Lizarazo, quien fue más lo que habló que lo que terminó logrando. Se inscribió como el candidato del partido Alianza Democrática Afrodescendiente, ADA y dicen que, en el municipio, son pocos los que lo quieren. Y cierra Edúl Sepúlveda, se inscribió por el Partido de Reivindicación Étnica, PRE.

En Codazzi, uno de los municipios con más candidatos al final quedaría con la mitad, e incluso menos. De esta catajarria, quienes se recogerían serían Cástulo Alfaro, fue concejal del municipio y se inscribió por el partido Colombia Justa y Libre. Del cuarteto de mujeres que se inscribieron, dos no tienen cómo dar la pelea, Rose María Guerra e Indra María Núñez.

El ‘Capi’ como es conocido el piloto David Hernández, es otra de las candidaturas sin fuerza ni estructura, pese a que es conocido por los codacenses, en temas políticos no tendría cabida.

En San Diego hay dos campañas más, la del exalcalde  Denis Julio Quintero, se inscribió por el Movimiento Alternativo Indígena y Social, MAIS, se dice no tiene fuerza política y no se cree que llegue hasta el final. Por último está Gloria María Torres ‘Rosita’, se inscribió por firmas con el movimiento ciudadano ‘Juntos alcanzaremos la gloria’, y pese a que la mujer logró presentar más de cinco mil firmas para inscribir su campaña, en el municipio no se le ve fuerza para enfrentar a los demás candidatos.


Deja un Comentario