publicidad

publicidad

No aparece ganador de lotería millonaria en Valledupar

El afortunado o afortunada no ha reclamado su premio, 8 días después de que se confirmaran cuáles fueron los número ganadores del premio mayor de la Lotería de la Cruz Roja jugado en el punto de venta Éxito Las Flores de Valledupar.

El nuevo millonario apostó los números 7115 de la serie 051, elegidos de manera manual y registrado por la joven que hizo la venta, María del Carmen Pájaro, llevándose así el más importante monto $ 2.500 millones de pesos del sorteo 2883 del martes 9 de marzo.

José Cerón, delegado de la realización del sorteo, comentó que: “tenemos un feliz ganador en Valledupar, la Cruz Roja está muy contenta ya que con estos recursos de venta están aportando al accionar humanitario en todo el territorio colombiano; la niña que vendió el Premio Mayor nos comenta que horas de la tarde del día martes llegó un hombre y eligió sus números ganadores”.

En esta historia también tiene protagonismo la mujer que vendió la lotería, ella es María del Carmen Pájaro quien no se explica por qué no ha aparecido el ganador, pero aun así manifiesta sentirse feliz y contenta por haber sido el instrumento para que una persona ganara.

“No tengo idea de quien pudo ser, este es un punto bastante movido, llegan tantas personas y uno no retiene caras, es primera vez que tengo un ganador así” indicó la joven.

El hombre no ha aparecido, pero su chequera también se llenó, a la trabajadora le fue entregado un cheque por valor de $8.750.000 millones por la venta al ganador, “con esa plata me gustaría cambiar de moto, y cumplirle el sueño a mi hija de celebrarle sus 15 años, esto es una bendición de Dios”.

Le puede interesar  Militar retirado balea asaltante en Candelaria Norte

Así mismo, la representante de la Red de Distribución, Judith Carvajal de Álvarez, también recibió un ‘cariñito’, le entregaron su cheque por $ 3.750.000 millones de pesos.

¿Qué va a pasar con su premio?

Todo el mundo se pregunta ¿Dónde andará el ganador?, y porqué este no ha aparecido cuando todo el mundo le invierte a estos juegan pensando en las posibilidades de ganar y pegarle a un premio gordo como este.

Lo cierto es que el ganador tiene un año a partir de la fecha de realización del sorteo para cobrar el premio; vencido ese término opera la prescripción extintiva del derecho. El término de prescripción se interrumpe con la sola presentación del documento ganador al operador. “Después de este año, estos recursos van a parar a los fondos de la Cruz Roja Colombiana”, así lo anunció el delegado de la empresa de juego.

Le puede interesar  ¿Qué pasará con la procesión del Santo Ecce-Homo este año?

El último afortunado ganador fue en febrero del año pasado, con un tiquete electrónico de Lotería de Cruz Roja a través de la red Vía Baloto, pero el premio mayor en ese momento era de 4.000 millones, y cayó en el municipio de Chía, Cundinamarca.

publicidad

publicidad