publicidad

publicidad

publicidad

publicidad

Por muerte a una paciente, abren investigación al Hospital José Padilla Villafañe de Aguachica (Cesar)

El pasado 4 de junio del año en curso, cuando era trasladada la paciente Cenelis Manosalva Chávez, de 42 años, en una ambulancia del Hospital José Padilla Villafañe del municipio de Aguachica (Cesar), a una clínica en Valledupar, esta falleció justo en el peaje de Rincón Hondo, donde fue retenido el vehículo por presentar problemas con el chip que no permitió su paso para que la mujer le fuera salvada su vida.

Por lo anterior, la Secretaría de Salud del Cesar abrió una investigación administrativa en contra del hospital José Padilla Villafañe, para esclarecer los hechos y dar con el responsable, así lo confirmó Jorge Juan Orozco, secretario de salud del departamento.

“La notificación fue enviada vía correo electrónico al gerente de dicho centro médico, para que explique todo lo sucedido. Es un tema muy delicado, se trata de una señora a la que se le  pudo salvar su vida, nosotros hicimos una mesa de trabajo con el equipo jurídico del departamento, toda vez que consideramos que hay que quejarse o denunciar el comportamiento, primero de la Concesión que no respetó el emblema de la misión médica que porta la ambulancia, que es de obligatorio cumplimiento y parece ser que las personas que manejan el peaje no las han capacitado sobre esto; y lo otro es investigar a la gerencia del hospital de Aguachica, de donde salió la ambulancia”, dijo el funcionario. 

 

Foto referencia del Peaje de Rincón Hondo

¿Cómo pasaron los hechos?

Cenelis Manosalva Chávez, de 42 años, presentó problemas cardíacos por lo que fue remitida desde el hospital de Aguachica José Padilla Villafañe, hasta una clínica de Valledupar, pero luego de 35 minutos retenida en el peaje de Rincón Hondo por problemas con el chip de la ambulancia, el cual permite la autorización de pase, la mujer entró en crisis, y falleció.

El hijo de Manosalva Chávez, indicó que pese a insistir para que la autorizaran el pase a la ambulancia y la vida de su madre fuera salvada, “me senté en la mitad de la carretera para pedir que nos dejaran seguir, pero no fue sino hasta que un auxiliar resolviera con 9 mil pesos para pagar el peaje no nos dejaron pasar, pero ya era tarde”, explicó el hijo de la víctima.


Deja un Comentario