publicidad

publicidad

Por negligencia, la UPC tiene embolatada la carrera de Microbiología

Un total de 40 admitidos para el programa de Microbiología que oferta la Universidad Popular del Cesar estarían en vilo, tras la negativa del Ministerio de Educación para renovar su acreditación, por no cumplir con el lleno de requisitos. Según se conoció, la no revisión de un correo electrónico podría llevar a que estos nuevos estudiantes desistan de esta carrera y se vean obligados a buscar otra opción de formación académica.

En tibiri tabara están 40 estudiantes nuevos de la Universidad Popular del Cesar, tras ser admitidos en el programa de Microbiología que oferta esta casa de estudios, toda vez que la acreditación de esta carrera venció el año pasado y a la fecha no ha sido renovada. Al parecer, el descuido se dio desde vicerrectoría académica, donde nadie sabe… nadie supo, y el correo enviado por el Ministerio de Educación solicitando dicha información no se envió a tiempo.

“El registro calificado del programa de Microbiología está negado, por tanto, tendrán que sobrepasar los requisitos que se señalan en la referencia y poder solicitar nuevamente el proceso de visita, inspección, y verificación de condiciones iniciales para el proceso de registro calificado, en este momento ese programa no podría ofrecer a los jóvenes del departamento ni de Colombia, el programa, hasta tanto no tenga definido la habilitación”, manifestó una fuente a La Calle.

Aunque ese es el sinsabor que hoy por hoy hay en el claustro educativo y que consta en la resolución N° 018879 del 07 de octubre de 2021, el rector Alberto Luis Cuello manifiesta que ya la universidad cumplió con responder a los requisitos requeridos por el Ministerio y estarían a la espera de una respuesta positiva, para que así los 40 estudiantes admitidos en este programa puedan iniciar su carrera profesional, de lo contrario deberán elegir otro escenario, claro está dentro de la misma universidad.

Alberto Luis Cuello

“No es una situación definitiva, estamos a la espera de una respuesta que le enviamos al Ministerio. Ellos nos enviaron unas solicitudes y nosotros respondimos, si viene negativo, tendríamos todavía unos alegatos y si se insiste en eso no podríamos abrir el programa”, manifestó Alberto Luis Cuello, rector encargado.

Versión que queda sin piso con la constancia de ejecutoría, en la que la asesora de la Secretaría General, dejó constancia que la resolución 18879 del 07 de octubre de 2021 fue debidamente notificada, y no fue presentado recurso alguno contra el citado acto administrativo, quedando en firme desde el 25 de octubre de ese año.

La solución exprés

Según el calendario académico de la Upc, las inscripciones para pregrado ya se dieron y siendo conocedores de la no acreditación del programa de Microbiología, no vieron problema en ofertarlo y admitir 40 estudiantes nuevos, quienes hoy están en el aire. “Si no llega a darse la acreditación del programa, la universidad hace como todas las que han pasado por esto, se les oferta a los alumnos los 16 programas más que tenemos y ellos pueden escoger el que quieran” dijo el rector encargado.

“Es un acto de irresponsabilidad de la universidad a sabiendas que ya tenían el concepto del Ministerio con el proceso de suscripción del registro calificado del programa; eso puede llevar a la casa de estudios a una serie de inconvenientes de tipo legal, porque  ha sido un engaño para la comunidad que está aspirando a ingresar a dicho programa  y hoy después de ser admitidos les van a salir con que no se va abrir por este o no sé cuántos semestres mientras hacen el proceso de nuevo”, aseguró la fuente a La Calle.

Por su parte los estudiantes del segundo semestre en adelante no sufrirían cambios ni consecuencias a raíz de esto, mientras tanto los nuevos estudiantes deberán esperar durante todo este mes y si es posible la primera semana de febrero para saber si iniciarán su carrera profesional en este programa o con algún otro, toda vez que las clases están estipuladas para iniciar el 21 del próximo mes. Cabe resaltar que este programa cumple más de 20 años educando profesionales en este campo de la salud.

¿Por qué es importante la acreditación?

La acreditación del programa de Microbiología se da cada siete años, en este caso se venció el año pasado, y es un proceso de suma importancia porque a través de este, el Estado adopta y hace público el reconocimiento de la comprobación que se efectúa en una institución, acerca de la calidad de sus programas académicos, su organización, funcionamiento y el cumplimiento de su función social.

Los retos de la UPC

En octubre del año pasado, la UPC recibió la Resolución que negaba la acreditación del programa de Microbiología.

El vilo que hoy presenta la Universidad con el programa de Microbiología, es solo una arandela de las muchas que tiene desde años atrás, toda vez que ya son varios periodos en los que no se ha logrado nombrar un rector en propiedad, lo que deja entrever que el desorden viene desde la cabeza. Primero con la suspensión del acto de elección de José Rafael Sierra Lafaurie como rector encargado, acto seguido fue la nulidad de elección de Darling Guevara en el Acuerdo 036 del 16 de diciembre de 2019, donde seguidamente ratificaron el encargo de Alberto Cuello.

Tres son los grandes retos que tiene la UPC para este nuevo año, para así poder sacar de la debacle financiero y académico que presenta, el primero de ellos arrancando el año, está en manos del Consejo Superior que tiene dos caminos para tener rector en propiedad, una es, elegir uno de los nueve inscritos en el 2019 o abrir nuevas postulaciones, según indica el concepto emitido por el Ministerio de Educación. Tema que a más tardar el 17 de enero debe estar definido.

Los que están en el sonajero para dicha rectoría son Robert Romero Ramírez que en el 2019 era el más opcionado para ganarle a Darling Guevara, Álvaro Iglesias actual jefe de planeación, quien solucionó su lío con el Tribunal de Garantías Electorales y promete ir por la acreditación institucional, y Álvaro Castilla, vicerrector administrativo, por poco tiempo contralor municipal de Valledupar y cuota de José Jorge Monsalvo.

Por otro lado, aparece la credibilidad institucional, que cada nuevo año va capa caída, dado que en 45 años como institución líder en el Cesar ha perdido el horizonte de la acreditación de programas e institucional, los estudiantes se quejan de que no hay resultados en investigación, no hay convenios interinstitucionales, ni proyección social, producto de ser tratada como un fortín político en los últimos años.

Y por último está la garantía salarial, toda vez que el 2021 fue trágico para la planta profesoral, docentes catedráticos y ocasionales, quienes reclaman el pago de sus salarios, situación que empeora con el bajo flujo de caja que está manejando con la matrícula cero equivalentes a una asignación del Ministerio de Educación, Gobernación y algunas alcaldías del municipio.  La situación afecta a más de 1.200 docentes de estas categorías que vienen prestando servicio a la institución desde hace varios años, quienes aseguran que por causa de este impago por más de tres meses atraviesan dificultades financieras.

 

publicidad

publicidad