publicidad

publicidad

Caos en Venezuela: Nueva moneda con seis ceros menos

Luego de cuatro años de hiperinflación, nuevas monedas circulan en Venezuela desde el 1 de octubre, tienen valores de: 0,25; 0,50; y 1 bolívar; mientras que los billetes son de 5, 10, 20, 50 y 100 bolívares. Este nuevo cono monetario coexistirá con el que se encuentra en circulación.

Una nueva moneda con seis ceros menos debutó el viernes en Venezuela en medio del pesimismo de muchos que temen los precios seguirán en alza y la moneda perderá muy pronto su valor en un país que lleva más de cuatro años con la peor inflación del mundo.

“Hoy fui al automercado y todo estaba marcado en dólares, no sabemos cuánto vamos pagar”, dijo Lourdes Pórtelo, una oficinista de 32 años, en un centro comercial del este de Caracas, donde la totalidad de las oficinas comerciales de los bancos públicos y privados no abrieron sus puertas en el primer día de la instrucción de la nueva moneda.

El caos se podía palpar a lo largo de la capital. Los bancos congelaron las operaciones durante varias horas entre el jueves y el viernes para hacer ajustes por el cambio. Los cajeros automáticos estaban fuera de servicio.

Las transacciones electrónicas en la mayoría de los bancos venezolanos estaban activas al mediodía del viernes, confirmó la Superintendencia de las Instituciones del Sector Bancario (Sudebam).

Los nuevos billetes aún no estaban en manos de los venezolanos, pero el temor que la depreciación de la moneda seguirá adelante y los precios de los bienes seguirán aumentando.

En un acto de gobierno televisado, el presidente Nicolás Maduro rechazó por la tarde los incrementos de precios en los producto registrados el viernes. Incluso se evidenciaron aumentos de costos tasados en dólares en comparación con el jueves. “Hay gente que quiere especular con la moneda ahora, sin ton ni son… Hoy no debe cambiar el precio para nada”, dijo.

Le puede interesar  Duque asegura que afianzar la dictadura en Venezuela sería una "tragedia continental"

En Venezuela, los salarios se fijan en bolívares y los precios tienen como referencia su valor en dólares.

Al “final no pude comprar nada, no me alcanzó lo que tenía”, agregó una persona. Desde el viernes las cadenas de automercados y tiendas minoristas tienen precios solo en dólares y estos experimentaron un aumento.

El salario mínimo —que devenga la mayoría de los trabajadores y es el más bajo de la región— es de 1,47 dólares, que sumado con un bono alimentaria alcanza en promedio los 2,95 dólares, lo que a todas luces es insuficiente para cubrir las necesidades básicas de sus pobladores.

La cotización del dólar en el mercado negro se elevó el viernes en más de más de 500,000 bolívares y se ubicó en 5,200,000 en la anterior denominación y 5,2 bolívares por dólar en la nueva moneda. El tipo de cambio oficial se incrementó ligeramente a 4,181,781,84 bolívares, pero la mayoría de los comercios usan el dólar del mercado negro como referente para fijar precios.

El cambio de un millón a 1 bolívar tiene como objetivo facilitar tanto las transacciones en efectivo como los cálculos contables en bolívares que ahora requieren hacer malabarismos con cadenas casi infinitas de ceros.

La nueva familia de billetes alcanzará un máximo de 100 bolívares, un poco menos de 25 dólares, hasta que la inflación también comience a consumirla.

La introducción de la nueva moneda, la tercera desde 2008, se produce además en un contexto macroeconómico mucho peor que las dos reconversiones monetarias anteriores en Venezuela, que también cursa su sexto año en recesión.

“La razón más importante y fundamental es que ya los sistemas de pago están colapsados porque la cantidad de dígitos hace prácticamente inmanejables los sistemas de pago y sacar las cuentas”, dijo el economista José Guerra, exgerente de investigaciones económicas del Banco Central de Venezuela (BCV).

Con la anterior versión de la moneda se necesitaba un fajo de billetes para comprar una botella de bebida gaseosa de 2 litros, que cuesta 8,3 millones de bolívares o 2 dólares, según el tipo de cambio oficial.

Le puede interesar  Recomiendan a los colombianos ahorrar en dólares, el peso está devaluado

Pero esos bolívares escasean porque los clientes de los bancos venezolanos podían retirar un máximo de 20 millones de bolívares en efectivo por día dependiendo del volumen de billetes disponibles en el banco.

Los venezolanos solo confían en los dólares estadounidenses y métodos de pago digitales como Zelle y PayPal para realizar compras. Hoy en día la mayoría de las transacciones se realizan de forma electrónica, mientras que más del 60% se hacen en dólares estadounidenses.

Por otro lado, los residentes en Venezuela están cansados y se oponen al pago de la gasolina y otros combustibles con dólares en efectivo, siendo el bolívar la moneda legal.

publicidad

publicidad