publicidad

publicidad

publicidad

publicidad

En el Cesar exalcaldes también hicieron barrejobo antes de salir de la alcaldía

Como sacado de un episodio macondiano, tres exalcaldes del Cesar saquearon los despachos municipales donde fungieron el cargo hasta el pasado 31 de diciembre. Se trata de Elvia Milena Sanjuán, en San Diego; Said Castro Cueto, en Pailitas y Juan Francisco Rojas, en Becerril, quienes cargaron con muebles, computadores, sillas, papelerías, televisores, y más de sus oficinas.

La historia que parece sacada de una novela del mismísimo Gabriel García Márquez, fue denunciada por los alcaldes entrantes Carlos Mario Calderón Ortega, Carlos Javier Toro y Raúl Machado, quienes a su llegada al palacio municipal no encontraran ni la silla donde se sentaba su predecesor. Todo indica que el administrador saliente, además de sus pertenencias que tenía sobre su escritorio, también se llevó la sede de mando.

En Pailitas, el exalcalde dejó la alcaldía sin luz, agua ni gas, hasta con el servicio de internet cortado, según informó Carlos Toro, actual mandatario.

Estado deplorable

Carlos Javier Toro – Said Castro Cueto

De acuerdo con Toro, encontró el despacho municipal desocupado y en estado deplorable. “Recibo la administración en unas condiciones nefastas, empezando porque el alcalde saliente no realizó el empalme, dejó la alcaldía tirada”, sostuvo.

Señaló además que el proceso de empalme se dio de manera inconclusa, comprometiendo recursos del municipio. “La información fue negada, entregada a medias, hubo información oculta de obras inconclusas, cuentas por pagar, falta de concordancia en las relaciones presupuestales, una relación de cuentas embargadas bastante amplia, la dotación de la alcaldía en cero, a las maquinarias le cambiaron las llantas, las motocicletas de la alcaldía ninguna funciona, toda la institucionalidad se vio comprometida”, aseveró.

Y agregó que, “no entendemos cómo después de que hay un contrato de 150 millones en suministros de papelería y de insumos para oficinas no haya una sola hoja en la administración, no hay impresora, los computadores están en mal estado, no hay internet, ni luz, nos cortaron el gas. Hoy estamos dando brinco por pequeñeces, pero no esperábamos menos de esta administración que fue nefasta”, concluyó.

En San Diego

Elvia Milena Sanjuán – Carlos Mario Calderón Ortega

Entre tanto, en el municipio de San Diego, Carlos Mario Calderón Ortega, alcalde para el periodo 2020-2023, manifestó que se dio cuenta de los enseres y elementos faltantes cuando llegó a posesionarse al cargo, e ingresó al despacho municipal encontrado la sala despojada de cualquier elemento.

“La señora alcaldesa se llevó todo aduciendo que era de ella. Se llevó el escritorio, la silla donde se sienta el alcalde, la bandera, los cuadros, el televisor, la mesa de la sala de juntas, es decir, la oficina quedó vacía”, indicó Calderón Ortega.

Dijo además que, “ella aduce que lo compró con su plata; cosa que es mentira porque todo lo encontró ahí, pero estamos revisando para determinar si es cierto o no”.

Calderón Ortega precisó que el ejercicio público debe responder a la resolver las necesidades de la sociedad. “No se puede poner la alcaldía como una oportunidad para sobrevivir o para adquirir unos pesos, uno tiene que servir a la gente que finalmente nos llevan a ocupar esos puestos, tenemos que ser agradecidos”, añadió.

Con relación al proceso de empalme dijo que, “estamos realizando el proceso de empalme, aunque ella me entregó un informe no ha sido satisfactorio porque no llena los requisitos de los lineamientos del Departamento Nacional de Planeación, DNP”.

Acotó que “históricamente estamos pasando en el peor momento, hoy estamos debiendo $5.000 millones en un empréstito que hizo la alcaldesa y jamás se había visto eso

Juan Francisco Rojas – Raúl Machado

Con la misma suerte corrió el mandatario de Becerril quien encontró la oficina sin elementos físicos para realizar sus funciones.

Cabe señalar que casos similares se registraron en el país, especialmente, en Lorica (Córdoba) y en Pueblo Viejo (Magdalena), donde los mandatarios rechazaron los hechos de despojo por parte de los exalcaldes de estos municipios.

 

publicidad

publicidad

publicidad

publicidad