publicidad

publicidad

publicidad

publicidad

En Pelaya el pasado no perdona y tiene memoria

Como uno de los candidatos más fuertes se posiciona Alexander Quintero Contreras, es catalogado como el aspirante de los campesinos y estaría en la retina del también candidato Joe Gómez Daza para una posible alianza. Se conoció que una de las razones por las que ha logrado sumar gran parte de apoyos es porque se considera que su campaña es libre de caciques políticos y aliados con pasado; sin embargo, en la apertura oficial de su campaña brotó un personaje que no es muy querido en el pueblo, se trata del exgerente del hospital Francisco Canossa, Jeni Casas Pérez, y quien no goza de los afectos de los pelayenses porque sería la culpable de la muerte que tuvo el hospital del municipio.

El pasado no perdona

Una demanda en la que está inmerso el candidato Haroldo Arenas lo tiene en el ‘ojo del huracán’, toda vez que pese a que fue en la administración pasada cuando fungió como secretario de Hacienda, de este caso hay cargos fiscales. Un contrato de obra para la vía San Bernardo – Pelaya es el talón de Aquiles del candidato de la administración, según se conoció en el periodo 2012 – 2015 cuando Walfran Rinaldy fue alcalde, se adjudicó un contrato del que se habrían perdido 2.500 millones de pesos que respondían a un anticipo al señor Thomas Lascarro Torres, contratista de Montería, quien no hizo nada y contrario a eso huyó con el dinero.

Le puede interesar
Los tentáculos detrás del ‘campesino’ en Pelaya 

La obra, que no se terminó en dicho periodo, la recibió el actual alcalde Edwer Pérez, quien habría hecho uso de la póliza de cumplimiento del contrato, lo que trajo consigo el pago de los recursos por parte de la aseguradora, la misma que optó por demandar a un grupo de implicados, entre los que aparecen el exmandatario Wilfran Rinaldy, Haroldo Arenas y Mayulis Chinchilla, quien fungió para el momento de los hechos como alcaldesa encargada.

Demanda en la que se implica a Haroldo Arenas.

Una campaña que se vino abajo

El candidato del exalcalde Walfran Rinaldy se vino a pique, pese a que Joe Gómez Daza inició bien, la falta de dinero terminó por enterrarlo, según se conoció este grupo estaría contemplando la posibilidad de adherirse a la campaña de Alexander Quintero, a quien ven fuerte para darle la pelea a Haroldo Arenas, sin embargo, de darse esto habría un choque de trenes, puesto que Quintero va de la mano de Kaleb Villalobos y Walfran, principal padrino del Joe, está con la línea Monsalvo Gnecco, toda vez que es compadre del aspirante al cargo departamental Luis Alberto Monsalvo.

Le puede interesar
Así se mueve la política en los municipios del Cesar

Cabe resaltar que el apoyo de Walfran a Quintero se da con el fin de darle la pelea al alcalde Edwer Pérez con su candidato Haroldo Arenas, esto tras la ruptura política que hubo entre estos dos porque, al parecer, el mandatario no le cumplió al exalcalde con los acuerdos pactados en el año 2015 cuando Rinaldy dejó la candidatura de Holger Benjumea Pinto para respaldar a Edwer Pérez.

En un tercer lugar aparecer David Martínez Agudelo, este es su segundo intento a la alcaldía, y hoy su campaña ha tomado fuerza, en la pasada contienda fue la segunda votación y hoy estaría dando la pelea con el respaldo de los congresistas Didier Lobo Eloy ‘Chichí’ Quintero y Eliécer Salazar.

publicidad

publicidad

publicidad

publicidad