publicidad

publicidad

Las cuentas embargadas no dejan que le paguen a los trabajadores del Rosario

Después de completar 45 días de huelga, este 19 de agosto los trabajadores del área asistencial del Hospital Rosario Pumarejo de López sumaron a la lista un nuevo método de protesta, decidieron cerrar las entradas del centro asistencial con el propósito de no dejar entrar personal y pacientes. La comunidad hizo un llamado a las autoridades de salud para que la huelga no afecten la salud de los pacientes que llegan por urgencia y más si estos están relacionados con Covid-19.

La crisis del Hospital sobrepasa una deuda de más de 26 mil millones de pesos, incluyendo la deuda de la secretaría de Salud, no sólo de las EPS. Desde la gobernación del Cesar se había efectuado un pronunciamiento para el pago de 3.000 millones de pesos, luego de que la Procuraduría General de la Nación ejerciera presión, dicha solicitud no se ha podido llevar a cabo debido a que las cuentas del HRPL se encuentran embargadas, razón por la cual el dinero prometido por la gobernación del Cesar no podrá ser girado en las próximas horas.

Ante la situación el gobernador encargado Wilson Solano dijo: “lo auditado por facturación da una cifra que no supera los $3.600 millones, eso es lo que está radicado y soportado para hacer los pagos al hospital, esos pagos hacen parte del compromiso que hicimos la semana pasada de un giro de $3.000 millones, que no han podido transferirse del centro asistencial porque proveedores y otros acreedores tienen embargadas las cuentas”.

Luego de efectuar una reunión la gobernación en compañía con la Procuraduría informaron que se adelantarían los trámites necesarios para que los embargos que tiene el hospital no afecten el pago de los tres mil millones que girará la gobernación.

Le puede interesar  A prisión Javier Landazábal, exalcalde de Pueblo Bello

publicidad

publicidad