publicidad

publicidad

No van las construcciones en el Cerro de DPA

A favor de los cuatro pueblos indígenas de la Sierra Nevada de Santa Marta fue fallada una acción de tutela que pone freno a obras de proyectos urbanísticos en territorio sagrado conocido por los menores como ‘Cerro de DPA’, inmediatamente quedaron suspendidas las construcciones.

.El Juzgado Quinto Civil del Circuito de Valledupar resolvió “tutelar los derechos fundamentales a la consulta previa libre e informada, autonomía, autodeterminación y participación efectiva en las decisiones que los afectan, integridad de los pueblos indígenas y al ambiente sano”; tema que fue motivo de las ultimas manifestaciones indígenas en la capital del Cesar.

Esto hace referencia de manera inmediata a que en ese espacio, ubicado sobre la carrera cuarta y a un costado del río Guatapurí no se podrán adelantar obras de infraestructura con tendencia domiciliaria, es decir no hay luz verde para proyectos residenciales.

Le puede interesar  Disputa de un lote dejó un muerto y un herido en Valledupar

El mismo juzgado dejó sin efectos las resoluciones que la Curaduría Urbana 1 de Valledupar había expedido para construir viviendas, con lo que se beneficiaban los intereses de las hermanas Cenaida Rubiela Alvis Barranco y Libia María Alvis Barranco.

El secretario general del gobierno kankuamo, Iván Adolfo Lúquez Mindiola, habló con Cacica Noticias sobre este fallo y señaló que en adelante se realizará un estudio jurídico juicioso, para que se cumpla con lo ordenado por el juez en el tercer artículo de su decisión, en sentido de que la Curaduría se abstenga de “expedir decisiones administrativas de su competencia en relación con el espacio sagrado La Mina – Minakalwa – Manalwe Ati Selomina Laminaja”que también es conocido como ‘Cerro de DPA’, ‘Cerro de Hurtado’ o cerro detrás de la Casa Indígena de Valledupar.

Le puede interesar  ¿Qué está pasando con las canchas de sintéticas en Valledupar?

 

De acuerdo con la Oficina de Planeación de Valledupar, este cerro es netamente privado. Había una parte que era del municipio, pero le hicieron una sustracción de acuerdo con la Ley Segunda de 1959, que establece las áreas de reservas forestales. La intervención de Corpocesar en el daño ambiental a un pulmón vegetal no fue mayor afirmando que existía un trámite de licencia de construcción.

publicidad

publicidad