publicidad

publicidad

Preocupación en Aguachica por la falta de agua para afrontar el aislamiento

A medida que pasa los días en Colombia aumentan los casos de Covid-19 de manera exponencial. Hasta el momento, en el Cesar se han registrado dos casos ligados a este virus que ha terminado con la vida de más de 16.000 personas en todo el mundo. La preocupación de los dirigentes en el departamento está dirigida hacia las medidas del gobierno Nacional. Sin embargo, frente a dichos lineamientos son muchos los afectados sobretodo aquellos que viven del diario, en otros no hay agua potable, este es uno de los problemas más fuertes a los que se enfrentaría Aguachica, uno de los municipios más importantes del Cesar.

El presidente del Concejo de ese municipio, Manuel Rangel, mencionó que en caso de tener casos confirmados del virus en la localidad podría ser una situación espantosa: “El Covid-19 toma al mundo de sorpresa, nadie estaba preparado para esto, pero en Aguachica la situación se nos vuelve un poco más compleja en el sentido en que venimos con unos problemas históricos, más de 50 años sin poder resolver la problemática del agua. Hoy en Aguachica hay barrios donde hace 35 días y hasta 40 días, no llega el agua. Es una situación compleja que coloca en aprietos las posibilidades, afortunadamente no tenemos ningún caso de Covid-19  pero donde sea una realidad un solo caso en Aguachica, este es un tema que podría ser espantoso, porque la gente sin agua cómo se lava las manos. Es un tema complejo para la política de confinamiento que empieza…  sin agua la gente se  va a desesperar y va a buscar la forma de poder tener el agua”, indicó.

Le puede interesar  Cesar registró el mayor número de casos para Covid-19 en el Cesar

El funcionario aclaró para Semanario La Calle que otro problema ha sido la falta de un plan que prepare a los aguachiquenses para enfrentar lo que viene y la solvencia económica o el suministro de víveres para aquellos que viven del rebusque.

Manuel Rangel, presidente Concejo Aguachica

“El otro problema es un problema estructural pero es de naturaleza económica, la estructura económica de la ciudad es informal eso ha hecho que se genere una preocupación con respecto al aprovisionamiento de los ciudadanos de bajos ingresos, y es cómo van a suplir las necesidades de sus familias si mucha población vive de la economía del rebusque. En eso creo que la administración municipal no ha actuado con la celeridad que esto implica, lo que se ha hecho es tener presente el decreto nacional y a eso es a lo que se le ha dado aplicación  pero no ha habido desde el ente territorial un despliegue importante frente a colocar a los ciudadanos en sintonía en los cuidados y cómo va a ser la estrategia de cooperación tanto de la administración municipal para la ciudadanía que está preocupada con el confinamiento como tal”, dijo el concejal Manuel Rangel.

Rangel hizo un llamado al gobierno departamental y nacional para que dirijan sus ojos al municipio de Aguachica para que llegue el agua potable en este momento crucial en medio de la cuarentena por la pandemia del Covid-19: “Es importante que tanto el gobierno nacional como departamental coloque los ojos sobre Aguachica y manden más carro tanques cisterna para la distribución de agua en este momento crítico de confinamiento. De la misma forma se hace necesario darle celeridad a las ayudas humanitarias con lo que tiene que ver con alimentos y útiles de aseo porque aun hoy no se tiene ninguna caracterización de la población que se va a atender y cómo se le va a suministrar eso a la población”.

Le puede interesar  Valledupar iniciará jornada de oración por los enfermos del Covid-19

publicidad

publicidad