publicidad

publicidad

¿Qué tan cerca está Colombia de un golpe de estado?

Los últimos pronunciamientos de actores políticos han aumentado la tensión frente un posible golpe de estado en Colombia con el manejo del paro nacional, desplome de la economía, reformas y una pandemia que cada vez agudiza. 

20 días de paro y la duda sobre si es posible o no un golpe de estado en Colombia se ha hecho cada vez más frecuente en los buscadores de la web, la negativa de negociación por parte del Gobierno Nacional con los Comités de Paro y la represión de la fuerza pública hacia el pueblo manifestante dan cifras abrumadoras: más de 50 personas han perdido la vida, 578 heridos, de los cuales 37 sufrieron lesiones oculares, 1430 detenidos arbitrariamente, 524 desaparecidos y 21 mujeres víctimas de violencia sexual; según informe de la Central Unitaria de Trabajadores CUT.

El congresista Gustavo Petro, aseguró que “Violencia en paro nacional podría terminar en un golpe de Estado”, explicando  que a la fuerza pública en Colombia le quitaron “el carácter de nacional y la convirtieron en un cuerpo político armado” y que el gobierno de Duque es “débil” porque perdió el apoyo de la gente y no es fuerte porque “no es democrático”.

Un golpe de estado ocurre cuando las fuerzas militares de un país: Ejército, Policía, Fuerza Aérea y la Marina (o grupos al margen de la ley) se toman el poder, ya sea de forma pacífica o mediante la fuerza al sentirse desprotegidos, pero cabe destacar que en Colombia las Fuerzas Militares y el Gobierno han demostrado fidelidad y estar en una misma línea.

El senador Roy Barreras, miembro de la Comisión de Paz, ha expresado que “crece la tensión y esta ha sido movilización social más grande de la historia de Colombia, el pueblo reclama derechos, libertades, soluciones y le devuelven represión, Colombia necesita un cambio democrático en el 2022, porque el gobierno de Duque no tiene ni el tiempo, ni la voluntad, ni la capacidad para hacerlo”.

Pero por la otra orilla, un sector de la ciudadanía, incluyendo congresistas y demás políticos, critican fuertemente al senador Gustavo Petro, al señalarlo como el causante e influenciador de la violencia en las jornadas de protestas, quien respondió y pidió “no vincular a los manifestantes con la izquierda, ultraizquierda, régimen de maduro, cabecillas de las Farc y ELN; simplemente es un pueblo con hambre y necesidades, son los jóvenes inconformes con políticas del estado colombiano”.

Le puede interesar  Vías por las que se movilizará la protesta este 12 de mayo en Valledupar

 

publicidad

publicidad